El álbum homónimo de ANDRÉS SUÁREZ ya está disponible

‘Andrés Suárez’, el disco definitivo

 

 El álbum homónimo de ANDRÉS SUÁREZ 

 

ÁLBUM: “ANDRÉS SUAREZ”

 

Después de haber grabado ocho álbumes y haber vivido prácticamente 20 años de profesión, Andrés Suárez (El Ferrol, 1983) se reinventa, se revoluciona, se descubre y se destapa. Dos años y medio después de su anterior disco, Andrés vuelve con diez nuevas canciones bajo el brazo, diez joyas reunidas en un disco que se titula simplemente Andrés Suárez, una obra en la que el cantautor ferrolano se desnuda como nunca antes lo había hecho. Andrés Suárez en un emocionante viaje por su universo musical y emocional. Se puede asegurar sin temor que ya existe un antes y un después en la carrera de este joven apasionado. ¡Y con razón!

El primer impacto sobreviene cuando se echa un vistazo a la portada del disco. Ahí Andrés se muestra por primera vez de frente y de perfil, mirando a cámara y, en resumen, dando la cara. “No sé por qué no lo había hecho antes en las portadas de mis discos anteriores. Quizá porque soy bastante tímido, pero creo haber entendido que tenía que mostrarme como soy. El mundo es muy grande y yo, que voy y vengo de aquí para allá, de Ferrol a Lima, de Quito a Madrid, de Buenos Aires al DF, de Murcia a Cataluña, tenía que mostrarme tal como soy al tiempo que muestro mi obra. Es lo que ha sucedido en este disco. Por si fuera poco, me he dado cuenta de que es la primera vez que después de terminar la grabación no cambiaría ni un solo acorde, ni un solo verso. Creo que he hecho lo mejor que podía hacer y no veas lo bien que se duerme después”. La portada del álbum muestra en cierta medida la dualidad de Andrés Suárez, risueño o serio, grave o jocoso, melancólico u optimista. “Soy ambas cosas”, reconoce Andrés sonriendo.

Tato Latorre y Toni Brunet han sido los productores del nuevo álbum, dos productores que trabajaron por separado, pero se complementaron a la perfección. Era la primera vez que Andrés Suárez afrontaba una situación así. “Tato es modernista, con tendencia a lo electrónico. Ha llevado mi música a lugares que yo nunca había imaginado. Toni me solía llevar a la simplicidad, a la zona de confort habitual, a la orquestación orgánica. He aprendido mucho de ellos dos”. El resultado es que el álbum Andrés Suárez combina un lado musical con bases electrónicas potentes y por la otra cara sobresale un sonido con piano de cola, contrabajo y percusión. El disco Andrés Suárez es todo eso y, al mismo tiempo, producto del trabajo de colaboración entre el músico y sus productores, todos con la vista puesta en un objetivo: mejorar la obra paso a paso, conseguir un disco redondo en todos los sentidos.

En efecto, Andrés ha abandonado la zona de confort en la que vivía, medio escondido de las miradas del mundo, y lo ha hecho, como él mismo dice, “viviendo una verdadera terapia de choque”. Terapia que también encuentra respuestas en las canciones de su nuevo disco. “No soy quién para calificar el disco que hemos hecho, pero es, sin duda, el más sincero de mi vida, el disco que más trabajo me ha costado escribir. Eso, por lo pronto, me lleva a mi éxito personal, despojado de muchas cosas que me impedían expresarme con absoluta libertad, sin tapujos”.

Guía para escuchar las nuevas canciones

 

  1. No diré es una canción que tiene muchos años. La compuse como despedida romántica ante el hecho de que me encontraba con un amor imposible. Digo en ella, en un tono bastante irónico, “no diré ‘ya encontraré a alguien como tú porque quiero que me beses, que me abracen siempre fuerte…’. Era el momento de que viera la luz. Una cosa es componer una canción y otra encontrar el momento de publicarla. Sólo la había tocado hace unos años en la que era mi segunda casa, en Libertad 8, la cuna de los cantautores. Allí me la pedían mucho. Creo que el dolor, el desamor o la ira le pega mucho a las canciones.
  2. 6 de la mañana empieza diciendo ‘Llegó a las seis de la mañana tan sumamente colocada que no acertó, tumbada, mi nombre. Propuso amarnos con desgana. No dije por decir, palabra, olía a herida de otro hombre’. Esta canción corresponde a un periodo muy nocturno de mi vida y del cual salí. No presumo, pero tampoco me arrepiento de nada. En esa época yo pensaba que las musas solo estaban en los bares prohibidos de Chueca, en La Latina o Lavapiés, rodeado de poetas malditos, convencido de que había que ver amanecer para escribir un buen verso. Por suerte para mí, hoy vivo otra etapa vital. De aquella chica tuve que despedirme para salvarme. Ella también se salvó. Espero que un día escuche la canción que produjo Tato Latorre.

  1. Despiértame vio la luz a finales de enero como primer single extraído del álbum. Es una canción profundamente dolorosa. Pienso que una cosa es un amor no correspondido y otra un amor hiriente a conciencia, hacer el mal voluntariamente. Eso existe. Me costó mucho escribirla. En mi anterior disco había vendido una suerte de felicidad impostada del amor. Despiértame habla de la experiencia de vivir una relación tóxica. Fue algo intenso, por suerte muy breve, pero salió una canción que me hizo mojar en lágrimas el papel en el que la estaba escribiendo. Hay mucha verdad en ella. El estribillo dice “Si vuelvo a verte que sea en una foto en blanco y negro, como eras tú por dentro. Si me arrepiento de haberte echado lejos, despiértame”. Nunca había sentido alivio al despedirme de alguien. Es una oda a luz, a la amistad, a la vida. Creo que fue un acierto sacarla primero como single. Está producida también por Tato.

 

  1. Todavía puedo oírte tiene su origen en Ecuador. Allí, en una radio universitaria, hablando de la serie Fariña, surgió esta canción. En Ecuador pensaban que gran parte de la serie era pura ficción. Y fue cuando les conté la historia de mi mejor amigo. Queco falleció a los 15 años de sobredosis y, hasta este momento, no le había dedicado ningún tema. Dice: “todavía puedo oírte, todavía puedo verte la cara, cada vez más demacrada, un verano en que no fuiste más que el ansia desatada”. Está producida por Toni Brunet.

 

  1. Si la veis es una canción de amor profundo, una despedida en tercera persona. Es un recado a mi público. “Si la veis, hacedla llorar por mí, diciéndole tan solo cosas buenas”. Creo que Si la veis viene bien después de los cuatro primeros temas tan intensos. Está producida por Tato Latorre.

 

  1. Calella es una canción casi obligada dedicada a un lugar que me enamoró de joven. Calella de Pallafrugell me evoca las viejas habaneras que cantaba mi abuelo, me evoca el lugar donde Serrat escribió Mediterráneo, y me evoca una noche en un coche escuchando canciones de Juan Luis Guerra. Son historias profundamente reales. Fue producida por Toni.

 

  1. El cantante tiene que ver con un amigo que no hace mucho tiempo me mandó una foto de un amor que jamás olvidaré. Ella aparece embarazada en la foto y entonces se me ocurrió escribir una canción a la hija que ella iba a tener. Es como un recuerdo de futuro. Fue producida por Toni.

 

  1. Nina es una historia de amor norteña que habla de una persona alucinante, viendo amanecer en los acantilados de Loiba, la tierra de mi padre, donde se besan el Atlántico y el Cantábrico. La producción corrió a cargo de Tato Latorre.
  2. Un solo día se remonta a los tiempos del disco Moraima, la época en que volví a encontrar el amor en una persona que frecuentaba Libertad 8. Eran tiempos de noches interminables, donde no existía el reloj, pero en nuestro reencuentro me di cuenta de que ella apenas me recordaba. Es una canción muy sincera cuya producción fue encargada a Toni.
  3. Propongo es una canción muy optimista producida por Tato Latorre. Fue él quien me propuso hacer una canción que invitara a bailar para cerrar el álbum. En principio era una balada, pero en el estudio evolucionó así. Nunca imaginé que alguien pudiera bailar con un disco mío. Propongo es un guiño al futuro, un reconocimiento a lo maravillosa que puede ser la vida.

Andrés Suárez reconoce haberse vaciado componiendo y grabando las canciones de su nuevo disco. En un nuevo ejercicio de sinceridad total, admite que tiene que volver a vivir nuevas experiencias antes de plantearse volver a componer.

Andrés ha ido mostrando poco a poco en sus perfiles sociales un nuevo trabajo del que se siente especialmente orgulloso. Primero fue el single Despiértame con toda su carga y emoción. Después compartió los avances “No diré” y “Nina”. Lo hacía esperando escuchar comentarios de allegados y seguidores. Y así, pildorita a pildorita, hasta el 19 de junio, que será cuando Andrés Suárez salga a la calle para obtener el veredicto final de los jueces, que no son otros que su público. Por adelantado está escrito que habrá recompensa al año y medio de trabajo: Andrés Suárez aprobará con matrícula.

Frases para definir a un artista

“En este disco me he desnudado totalmente. En él canto historias reales, cosas que he vivido”.

“Tengo amigos que me aconsejan que no presuma de ser cantautor, que eso suena a viejo. No lo comparto. Con toda la tradición que tenemos de cantautores y tradición de trova, con gente como Serrat, Sabina, Aute, Perales, Pablo Guerrero, autores de una obra tan rica, gente que está haciendo la música clásica del futuro… Cuando un chaval joven me pregunta quién es Aute, a mí se me cae la cara de vergüenza. Es el legado que estamos dejando”. 

“Para mí un cantautor es un individuo que hace música y letras, como Iván Ferreiro, Roberto Iniesta, de Extremoduro, Pablo Milanés o Silvio Rodríguez. Yo soy un cantautor electrónico, de rock o pop, pero cantautor a mucha honra. Hay que respetar la canción y todo lo que hay detrás, con toda la gente que, en uno u otro eslabón, han trabajado en una obra. Detrás de cada canción hay un fragmento de la vida de alguien”.

“En el videoclip de ‘Despiértame’, dirigido por Mario Ruiz, intervienen siete actores además del papel impresionante que hace Clara Alvarado. Los siete actores son Jorge Velo, Carlos Babel, Gonzalo Albert, Pedro Vázquez, Miguel Sueiras, Raúl Melgar y Jordi Rubio. Son amigos míos que conocen la historia real que viví y que me ayudaron a salir de aquel pozo oscuro, me ayudaron a superar aquella relación tóxica en el origen de la canción”.

Redacción primacia.